Un grupo de destacadas personalidades residentes en los Estados Unidos han unido sus esfuerzos para trabajar de manera voluntaria a favor de la cultura y dar soporte al Comisionado Dominicano de Cultura en los EE.UU. como entidad representativa de los valores de la dominicanidad.